Rickseth Mcfly


Califica este post

A mediados de los 80´s, llegaría una película con una propuesta diferente, con efectos especiales sorprendentes, y con escenas que aún son recordadas como de las más importantes en el cine, estoy hablando de la película “Volver al Futuro”, y aunque yo todavía no nacía en el momento de su estreno, (todavía soy joven), aún recuerdo las veces que la llegué a ver después de mucho tiempo de estrenarse, y lamentablemente les tengo que decir que nunca fui un verdadero seguidor de la trilogía. (Triste pero cierto L ) A propósito del “Back to the future day” (O día de volver al futuro) que fue el pasado miércoles 21 de Octubre del 2015, este blog está dedicado a todos aquellos Geeks que se excitan con las películas Geeks… que redundante lo sé.

seth mcfly

La primera vez que vi “Volver al futuro I y II (cuando tenía como 8 años), fue en el clásico “Sábado de películas”  del Canal 5 (o canal 8 los que no teníamos TV Cable)  que era prácticamente nuestro cine cuando éramos niños, donde pasaban las trilogías el mismo día, o películas relacionadas entre sí (terror, comedia, suspenso, acción), algo así como lo que pasan ahorita, pero más entretenido…

Pero lo importante aquí, es decir que Volver al Futuro 1 y 2 nunca fueron de mis películas favoritas, tal vez, nunca fui tan “Geek”, o a lo mejor no me impresionaban tanto los efectos especiales de esa época, o igual andaba por un mundo de caricaturas y de películas infantiles como todo niño normal (bueno, de esa época). Y ahora que veo la película unos años después, ya con camino recorrido y aun no siendo tan viejo, entiendo el auge que causó en su momento, sobre todo el hecho de ver el futuro tan irreal y poder vivir lo suficiente para llegar al 21 de Octubre del 2015.

¿Alguno de verdad pensó en 1989 (año de estreno de Volver al futuro II) que el 2015 iba a ser así?

¿Imaginaban autos voladores, patinetas voladoras, y que todos usáramos ropa extravagante y tan ridícula?

 

Imagínense si Marty Mcfly, hubiera viajado a este, nuestro mundo real… yo creo que se llevaría una gran decepción. Veamos algunos puntos del por qué:

  • En primera, no hay autos voladores, (a lo mucho que llegamos son a drones y prototipos chinos)
  • Patinetas voladoras tampoco hay, (que bien servirían para que los skatos dejaran de hacer el maldito ruido infernal cada vez que hacen piruetas)
  • La comida no se hace más grande cada vez que entra en el horno, (bueno no del todo), pues tenemos ahí el ejemplo de las sopas instantáneas y algunas comidas pre-fabricadas, que prácticamente calentándolas saben casi igual, ojala esto nunca se haga realidad la verdad, no quiero en el futuro ir por unas “memelas” de bolsillo para calentar. NO, NUNCA JAMÁS EN LA VIDA.
  • Los tenis del futuro que nos muestran en la película, por mucho tiempo fueron una utopía y una ilusión para todo aquel que calzaba del “payaso y medio” como yo le digo, y que le es muy difícil conseguir zapatos o tenis a su medida, o en otros casos, para no regresar a cambiar de número, porque “misteriosamente” nuestra pata enflacó o engordó. Pues déjenme decirles que esto se va a volver realidad cual profecía de Nostradamus, pues “NIKE” lanzará a la venta los tenis de Volver al Futuro, (por ahora en edición limitada), con todo y sus agujetas que se amarran solitas, (no más para darse un quemón). Eso quiere decir que al menos en un futuro cercano, tendremos a nuestra disposición tennis futuristas del futuro… (otra vez redundante ya lo sé)
  • La ropa que se ajusta es todavía un sueño guajiro, pues no existe (hasta donde yo sé) alguna prenda que se ajuste a ti, (NO gordas, las playeras pegadas no son autoajustables, son gordas y punto, y SE VEN MALLL), y aunque existe ropa que puede ser invulnerable a pequeños derrames de agua, esto es algo que de verdad necesitamos, al menos para mí que tengo los brazos largos cual GROOT (vean Guardianes de la Galaxia), me vendría bien autoajustar las mangas a mi gusto y predilección.
  • Desdichadamente, no veremos Tiburón 19 nunca en la vida, en su lugar quedó la obra maestra de “Sharknado 1, 2, y 3”, disfrutable para reír un rato y ver unos cuantos litros de sangre a chorros. Lo que es muy cierto hoy en día de esta escena clásica del Tiburón y Marty, son los hologramas futuristas, utilizados principalmente en conciertos (para revivir a Michael Jackson, por ejemplo ), y pronto los podremos tener en celulares, y en algunos aparatos tecnológicos que sólo nos llevan a pensar y desear una sola cosa… ALGÚN DÍA PODEMOS VERNOS COMO TONY STARK CON TODOS ESOS HOLOGRAMAS TRIDIMENSIONALES… wow.

Muchas de las “visiones” que tuvo el director Robert Zemeckis sobre el futuro ya son toda una realidad, como los lentes de realidad aumentada, las video llamadas, las pantallas planas, y los dispositivos móviles que podemos apreciar en ciertas escenas de la película y no dudaría que en unos 50 años (o menos), todos los gadgets sean parte de nuestra vida diaria, excepto la vestimenta HORRIBLEE, pero al paso que vamos, ya nada me puede sorprender…

Solo espero e imploro a todos los dioses del mundo, que la música en un futuro recomponga el camino, (nada de basura de Salsatonic o reguetón de mierda combinado con otros sonidos) que la tecnología sea usada para algo más que facilitarnos la vida (algo así tipo, medicinal, curas contra enfermedades, erradicar el hambre, la pobreza etc.) y que si van a sacar la patineta voladora, lo hagan rápido, pues no quiero ser “el chavorruco skato chido, juntarme con chavos cholos de onda, pasando un momento chévere, con toda la chaviza”… a menos que saquen algo para rejuvenecer JAJAJA.

FIN

Deja tu comentario ... Gracias :)